martes, 23 de agosto de 2011

Moussaka


La moussaka es una especie de lasaña, pero sustituyendo la pasta por berenjenas. Yo, que soy un fan de las bernejenas, la he comido en varios restaurantes, pero no deja de ser eso, un sucedáneo de la lasaña que hacen con pasta. Utilizan el mismo relleno y ya está.
En el libro “La cocina mediterránea clásica” de Sarah Woodward encontré una receta que parecía mucho más auténtica y la hice. Nada que ver con las moussakas que había probado por ahí. Ahora solo me falta ir a Grecia y probar la auténtica para comparar

Ingredientes (para 8 personas):
1 kg de berenjenas
2 cebollas bien picadas
750 gr de cordero picado
1 cucharadita de canela molida
1 cucharadita de pimienta negra molida
250 ml de vino tinto
1 kg de tomates pera (cortados a dados sin piel ni semillas)
1 cucharada de miel
1 ramillete pequeño de perejil (picado)
1 cucharada de orégano
125 ml de caldo de pollo o cordero
500 ml de leche entera
125 gr de requesón
90 gr de queso feta
3 huevos grandes + 3 yemas
Un pizca de nuez moscada
60 gr de pan rallado
60 gr de parmesano rallado
Sal y aceite para freir

Notas sobre los ingredientes:
Aunque es fácil de encontrar carne picada de ternera, pollo y cerdo, con el cordero es mucho más difícil. Además mi carnicero no quiere picarla ya que ensucia bastante la picadora y parece ser que deja gusto. Así que lo que hizo fue deshuesarme una paletilla, limpiarla bien y cortarla en trozos. Una vez en casa la pique yo con una picadora Moulinex de las de toda la vida.
Respecto al caldo, aproveche los huesos de la paletilla deshuesada para hacer un caldo sencillo. Los huesos, sal y media hora a fuego suave desde que empezó a hervir.
Sobre las berenjenas también hay varias teorías. Para quitarles el amargo hay quien las pone en sal en un colador y las deja q suelten el jugo, hay quien las pone en agua con sal y las deja a remojo un rato secándolas después. Cada uno que lo haga como crea

Preparación:
Se cortan las berenjenas a rodajas con la piel y se ponen a remojo con sal. Se secan y se fríen en aceite bien caliente, sobre un minuto por cada lado. Se reservan sobre papel de cocina para que suelten el exceso de aceite.
En una sartén grande se sofríe la cebolla, bien picada, a fuego suave hasta que este blandita. Se sube el fuego y se añade el cordero, la canela y la pimienta y se remueve hasta que toda la carne esté dorada.
Se añade el vino y se deja hasta que reduzca. Se añaden entonces los tomates y la miel, cocinando a fuego suave y sin tapar durante 10 minutos, removiendo para que se haga bien el tomate.

Se añade ahora el caldo, el perejil y el orégano y se deja a fuego suave hasta que sea una salsa espesa.
Se baten juntos la leche, el requesón y el queso feta. Se añaden los huevos y se bate todo bien, añadiéndole la nuez moscada.
Se ponen esta mezcla en un recipiente al baño María y se remueve durante unos 20 minutos hasta que espese bien.

Se precalienta el horno a 180º .
En una fuente grande se monta la moussaka empezando con la berenjena, una capa de carne, otra de la mezcla de quesos y otra de berenjena. Dependiendo del tamaño del molde saldrán más o menos capas. Hay que acabar con una capa de mezcla de quesos. 



Se mezcla el pan rallado con el parmesano rallado y se espolvorea sobre la moussaka.
Se mete al horno 1 hora o hasta que se vea la superficie dorada y crujiente.


No hay comentarios: